Microsoft ya no permitirá que su antivirus, Windows Defender, pueda ser desactivado modificando el registro del sistema, como si se podía hacer hasta hace poco tiempo, y vamos a intentar entender porque han tomado esta desición.

Nos dicen que el objetivo de la configuración DisableAntiSpyware en el registro de Windows era permitir que los profesionales de TI y los administradores de sistemas deshabilitaran el motor antivirus, para poder instalar un software de terceros alternativo, pero ya no tendría sentido seguir dejando la opción porque al instalar un antivirus diferente Defender se desactiva automáticamente.

«Esta configuración no estaba destinada a dispositivos de consumo y hemos decidido eliminar esta clave de registro. Este cambio se incluye con las versiones 4.18.2007.8 y superiores de la plataforma Microsoft Defender AntiMalware con la actualización KB 4052623. Las ediciones para Enterprise E3 y E5 se lanzarán en una fecha futura», explica Microsoft.

“Tenga en cuenta que esta configuración incluye una protección contra manipulaciones, que está disponible en todas las ediciones Home y Pro de Windows 10 versión 1903 y superiores y está habilitada de forma predeterminada. El impacto de la eliminación de DisableAntiSpyware se limita a las versiones de Windows 10 anteriores a 1903 con Microsoft Defender Antivirus. Este cambio no afecta a los antivirus de terceros. Estos seguirán funcionando como hasta ahora», detallan.

Windows Defender se estrenó con Windows 8 como mejora de la aplicación Microsoft Security Essentials de Windows 7, y en un principio estaba muy verde, mi opinión es que era lo mismo que no tener nada, pero la realidad es que fue mejorando y mucho, tal es así que hoy es mejor que muchas alternativas gratuitas como AVG u otras, pero es cierto que Kaspersky Free es una alternativa mucho mejor.

De hecho Kaspersky ha tirado la bronca y ha realizado una demanda antimonopolica contra Microsoft ante la Comisión Europea por supuesto abuso de posición dominante para impulsar su propia solución de seguridad y exigió que «todas las soluciones de seguridad fueran capaces de trabajar en la plataforma Windows en igualdad de condiciones».

Deja un comentario